El consejero saluda el “nuevo tiempo” que puede culminar con una Ley Básica de Educación que responda al “clamor que hay en la sociedad para que haya un acuerdo”

reunion fapa

Santander - 29.11.2016

El consejero de Educación, Ramón Ruiz, se ha reunido con los representantes de FAPA Cantabria para informarles sobre los acuerdos alcanzados ayer en la Mesa Sectorial de Educación celebrada en Madrid, que acabó con las reválidas y abrió un “nuevo tiempo” que puede culminar con una nueva ley que se llamará ‘Ley Básica de Educación’. El consejero ha expresado que “es un clamor en la sociedad que haya un acuerdo en el ámbito educativo”.
 
En la reunión con los representantes de padres y madres de alumnos, Ramón Ruiz ha detallado otros acuerdos “menos mediáticos” pero igualmente importantes, como son la supresión de los itinerarios en la ESO, o la posibilidad de titulación en Educación Secundaria Obligatoria para quienes cursen Formación Profesional Básica. El titular de Educación en Cantabria ha lanzado “un mensaje de tranquilidad a las familias y a los alumnos” respecto a la prueba de acceso a la universidad: “Ahora ya saben de qué materias se van a examinar” (4 troncales y otras 2 para subir nota), en una prueba “estructuralmente igual” a la actual Selectividad. Ramón Ruiz confía en que “FAPA informe a todas las familias de las nueva posibilidades que se abren ahora”.
 
Tras calificar la reunión de ayer de los consejeros autonómicos de Educación con el Ministro de “un buen día para la educación”, Ramón Ruiz ha recordado que “hay aspectos de la LOMCE en los no estamos de acuerdo, como la segregación de alumnos por sexo en algunos centros, que la religión puntúe para las becas igual que otras materias, o que el Consejo Escolar haya perdido su poder”.
 
Actividades en Navidad y subvenciones a las AMPAS
 
Otro de los puntos abordados en la reunión con FAPA Cantabria han sido los preparativos de las actividades para el tiempo no lectivo de Navidad. “Ellos proponen algunos cambios y nosotros estamos abiertos a estudiarlo. FAPA reconoce que en este período de vacaciones va a bajar la demanda de atención en los centros educativos y, por tanto, tenemos que reorganizar las actividades programadas”, ha dicho el consejero.


Otro tema objeto de información ha sido la resolución de la convocatoria de subvenciones a las AMPAS, por importe global de 250.000 euros, para actividades lúdicas y educativas en los centros. “FAPA se ha mostrado partidaria de homogeneizar el destino de este dinero a proyectos de conciliación; sin embargo nosotros damos libertad a cada AMPA para que lo destine, por ejemplo, a un curso de judo o de tenis, o a la llamada Semana Blanca”, ha dicho Ramón Ruiz.
 
A preguntas de los periodistas sobre el Presupuesto de Educación para 2017 en su relación con las familias, Ramón Ruiz ha dejado claro que “seguimos apostando por el refuerzo educativo, las ayudas a las AMPAS y por ampliar cada vez más la participación de los centros en lo que llamamos ‘escuela a tiempo completo’, mezclando las actividades más lectivas con las culturales y recreativas”.