Ambos han coincido en que, en un momento como el actual, la formación cualificada garantiza la inserción laboral

Rosa Eva Díaz Tezanos y el ministro de Educación en su visita al Centro Integrado de FP nº 1 de Santander

“La Formación Profesional es uno de los retos de la educación en España; mucho más en este momento, en el que existe la percepción de que la educación es determinante para modificar el modelo productivo en una economía sostenible. Está clarísimo que la cualificación y la formación garantizan una mayor inserción laboral”. Este ha sido uno de los mensajes que el ministro de Educación, Ángel Gabilondo, ha querido transmitir en su primera visita a Cantabria y a un centro educativo desde que ostenta el cargo. Allí, en el Centro Integrado de Formación Profesional nº 1 de Santander, ha insistido en que, hoy en día, “la primera palabra es formación, la segunda es formación y la tercera es formación, formación, además, cualificada”.

Gabilondo, además, ha expresado su agradecimiento y felicitación “por la forma en que el Centro Integrado concibe la formación vinculada a la especialización y cualificación, no sólo porque garantiza una buena inserción profesional, sino porque produce una enorme satisfacción de desarrollo personal”. Los niveles de inserción laboral en FP son mayores que en cualquier otro ámbito de la enseñanza, y “llegan al 100% en algunos ciclos formativos”.

Adaptar la FP al modelo productivo de Cantabria

Al igual que para el ministro, la consejera de Educación, Rosa Eva Díaz Tezanos, ha destacado la FP como “una de las principales apuestas del plan de actuación de la Consejería de Educación, en un momento de grandes cambios para adaptar sus enseñanzas al modelo productivo de Cantabria”.

La consejera ha agradecido la presencia del ministro y ha destacado la labor y la implicación del profesorado y equipo directivo en su propia formación, en la innovación y en proyectos de investigación en la FP. “Hemos elegido un Centro Integrado con programas industriales y una gran inserción laboral en la inmensa mayoría de los ciclos que se imparten y en la formación para el empleo”, que incluye acciones formativas para desempleados.

El ministro de Educación ha visitado, en compañía de la consejera de Educación, las instalaciones de este centro, pionero en Cantabria de la nueva Formación Profesional, al ofertar 13 ciclos de FP inicial junto a 26 acciones formativas para el Empleo, dirigidas a trabajadores y desempleados en oferta modular y flexible. El Centro Integrado de FP nº 1 se puso en marcha hace tres cursos y cuenta en la actualidad con 665 alumnos y una plantilla de 69 profesores.

Ángel Gabilondo y Díaz Tezanos, acompañados de los directores generales de Coordinación y Política Educativa, Ramón Ruiz, y de Formación Profesional, María Jesús Reimat, han visitado las aulas y talleres de ‘Fabricación mecánica’, dotadas con tecnología punta de control numérico. El director del Centro Integrado, José Luis Alejos, ha explicado las características de la enseñanza que allí se imparte durante el recorrido por las instalaciones, que ha incluido el hangar de mantenimiento aeromecánico, las instalaciones automatizadas, y las de mantenimiento de equipos electrónicos y de vehículos.

 

Gran inserción de los alumnos

El Centro Integrado de Formación Profesional nº 1 tiene una bolsa de trabajo que refleja la buena inserción de su alumnado, hasta el punto de que a los seis meses de finalizar sus estudios la mayoría de los chicos y chicas se encuentran trabajando o siguen estudiando. La inserción se acerca al 80% en las familias profesionales de ‘Prevención de Riesgos’ y ‘Fabricación Mecánica’, mientras que llega al 87,5% en ‘Electricidad-Electrónica’ y al 92,5% en ‘Transporte y Mantenimiento de Vehículos’.

Durante la reunión mantenida a primera hora de la mañana por el ministro y la consejera de Educación con el equipo directivo del centro, su director ha expuesto los ejes de actuación y las iniciativas más sobresalientes que abordan este curso, como la formación del profesorado o los 8 proyectos de investigación que desarrollan. Otra característica es la apertura a Europa a través de simposios, intercambios de alumnado y profesorado, y el programa Erasmus.

Mejora la percepción social de la FP

En declaraciones a los periodistas que han seguido la visita, Ángel Gabilondo ha manifestado también su “empeño decidido para colocar la FP donde se debe”, y ha reconocido que existe una percepción cada vez mejor socialmente, ya que “estamos muy lejos de quienes consideran que la FP es para quien tiene poco éxito en los estudios o pocas condiciones económicas”. Además, ha añadido el ministro que “no hay pacto por la educación si no se incluye la FP como un elemento determinante”.

El camino que Gabilondo ha apuntado pasa por articular la FP con el resto de niveles de la enseñanza, una mayor flexibilidad, vincular la FP con la educación superior universitaria y conseguir un sistema que permita el retorno de los que abandonan. La movilidad por Europa y la formación permanente del profesorado son básicas también para mejorar la FP.

Plan Bolonia: “más ventajas que inconvenientes”

Respecto al ‘Plan Bolonia’, el ministro de Educación se ha referido a que  ve “más ventajas que inconvenientes” en un espacio de 46 países que han adoptado “un modelo de enseñanza que permite la movilidad, que sean comparables y equiparables los sistemas, y trabajar en un país o en otro”. Sobre la presunta privatización del modelo universitario, Gabilondo ha dicho que “el conocimiento tiene que revertir a la sociedad y generar mejores condiciones de vida para los ciudadanos. Esto no me parece mercantilización, sino responsabilidad social. La Universidad, ha puntualizado, no debe estar al servicio del mercado, sino de la sociedad”.

El ministro ha rechazado ser considerado como abanderado de una u otra postura, y ha añadido que “hay que hablar con serenidad”. Ha destacado la iniciativa de algunas Comunidades Autónomas, como Cantabria, de divulgar en los institutos los contenidos del ‘Plan Bolonia’.

Ángel Gabilondo ha finalizado su intervención ante los medios de comunicación afirmando que Bolonia es una oportunidad para mejorar la Universidad; supone un cambio de las formas de aprender y de enseñar. Ha dicho también que “Bolonia ha hecho por Europa mucho más que los grandilocuentes discursos” y se ha mostrado partidario de “abrirse al otro, al diferente; hablar otras lenguas y aprender en un espacio de diversidad”.