Culmina un proceso de reflexión y debate que ha durado dos años

Hoy ha entrado en vigor la Ley de Educación de Cantabria, publicada en el BOC el pasado 30 de diciembre. Esta ley, que supone la culminación de un proceso de adaptación del sistema educativo de Cantabria a las demandas que plantea la sociedad actual, es el resultado final de un largo camino que comenzó con la presentación de una propuesta para el debate sobre la misma en noviembre de 2006.

Con motivo de su entrada en vigor, la Consejería de Educación ha enviado una carta a los directores de todos los centros educativos de Cantabria en donde se explica las potencialidades de la ley.La Ley de Educación de Cantabria consolida un modelo educativo cuyos principios son la búsqueda de la equidad y justicia social; la autonomía y la participación; la cooperación, respeto y entendimiento, y la responsabilidad compartida y el control democrático.

Ahora, el desarrollo normativo

Del mismo modo, permite establecer desarrollos normativos que den respuesta a los retos actuales que se plantean al sistema educativo de Cantabria y posibilita actualizar la normativa anterior, que requería una adecuación a la realidad educativa actual, entre otros, el Decreto que regula la convivencia, el Decreto que regula el modelo de formación profesional de Cantabria (ambos de próxima publicación), o los Reglamentos Orgánicos de centros para los colegios de Educación Infantil y Primaria, y los institutos de Educación Secundaria.

Además, ampara toda la normativa educativa publicada en los últimos cinco años en el marco del modelo anteriormente expuesto, como la que se refiere a la atención a la diversidad, a la escolarización temprana (que se concreta en la implantación de las aulas de dos años), el primer ciclo de Educación Infantil y el modelo de orientación.

De igual manera, posibilita el establecimiento de zonas educativas que favorezcan la igualdad en el acceso y disfrute del derecho a la educación, independientemente del lugar en donde se resida.