Tres jóvenes saltadores realizan una interesante exhibición de cuatro de las modalidades del salto pasiego a los alumnos del Colegio Stma Virgen de Valvanuz, dentro del Proyecto “Rayando el mar” que están trabajando los alumnos de 5º y 6º de Primaria de este Centro

salto-pasiego

Espectacular e impresionante. En estos dos adjetivos se podría resumir y englobar la experiencia vivida el pasado jueves, 15 de Octubre, por los alumnos de Infantil, Primaria, Secundaria y Ciclos Formativos del Colegio Virgen de Valvanuz de Selaya. Esta exhibición se encuadra dentro del Proyecto “Rayando el mar” de los alumnos de 5º y 6º. Este Proyecto pretende redescubrir una Cantabria a-PAS-ionante y MAR – avillosa. En la primera parte del mismo los alumnos estudian y profundizan los deportes pasiegos; en la segunda parte, se trabajarán temas relacionados con el mar.

Dentro de los deportes pasiegos trabajados adquiere especial importancia el salto pasiego. Después de profundizar en su origen y sus modalidades, a través de un dossier trabajado a lo largo de varias sesiones por parte de los alumnos de 5º y 6º, éstos tuvieron la inmensa suerte de contar en sus propias clases con la presencia de tres jóvenes saltadores pasiegos, Mario, Beni y Alfonso, con quienes compartieron una charla muy rica e interesante. Al finalizar la charla, los alumnos de Infantil, Primaria, Secundaria y Ciclos Formativos del Colegio Virgen de Valvanuz se trasladaron al prao de la Salcina y, posteriormente, a la Bolera de La Colina, en el mismo Selaya, donde Mario, Beni y Alfonso deleitaron y asombraron con su habilidad, su técnica, su fuerza, su maestría y su dominio a la hora de saltar (con el palo y a tres “estrincones”), rayar y mudar el palo. Toda la exhibición fue animada y comentada por Manuel Sáinz, que es la persona encargada de dirigir esta competición y medir oficialmente las diferentes marcas conseguidas en las festividades de Ntra. Sra. de Valvanuz, en Selaya, cada 15 de Agosto.

Fue una experiencia muy enriquecedora ya que, además de la espectacularidad de sus saltos y de su impresionante ejecución de cada una de las modalidades del salto pasiego, Mario, Beni y Alfonso nos enseñaron los valores que nos transmite el deporte pasiego, y nos regalaron la certeza de que merece la pena recoger este legado y seguir practicando con ilusión estos deportes que configuran la historia y la vida de nuestro pueblo.

Enlace a la web del Centro a través del directorio de Educantabria