El aparato anuncia los niveles de dióxido de carbono en las aulas y la necesidad de mayor o menor ventilación en función de esos datos.

Medidores CO2 002

 

 

En el CRA. Peña Cabarga se han tomado muy en serio (como en todos los centros escolares) la prevención del COVID-19. La necesidad de ventilación, fundamental en estos momentos, requiere que las ventanas estén constantemente abiertas para favorecer la renovación del aire e impedir que se puedan transmitir virus a través de los aerosoles.

En medio de esta situación, llegan el otoño y el invierno y, aunque las temperaturas hayan estado siendo dulces para esta época del año, comienza el frío y se crea la necesidad de conciliar la temperatura del aula con la ventilación.

En CRA. Peña Cabarga, tras investigar y documentarse sobre las posibilidades, ha decidido dotar a las aulas de medidores de CO2, de manera que pueda conocerse el nivel de “concentración” del aire y la necesidad de ventilación en función a ese dato.

Asimismo, ha solicitado al Ayuntamiento de Medio Cudeyo la colaboración para la adquisición de filtros HEPA que, junto con los medidores, forman el tándem perfecto para la conciliación “ventilación-temperatura adecuada” necesaria en las aulas.

Se intenta, de esta manera, que el centro disponga de todos los medios necesarios para mantener las medidas higiénico-sanitarias recomendadas.

La instalación de dichos aparatos y la de los filtros HEPA en ningún caso significa la no ventilación, que es una medida fundamental para la idoneidad del ambiente, sino que supone la posibilidad de realizarla combinada con la conservación de la temperatura.

Desde ahora, el CRA. Peña Cabarga cuenta con uno de los recursos que hará más llevadera, en lo que a temperatura se refiere, la prevención de la COVID-19 desde las aulas.