El Gobierno de Cantabria inicia el reparto de los libros almacenados en las últimas legislaturas en la nave de Guarnizo

El consejero y el directo general de Cultura, Joaquín Solanas

El Gobierno de Cantabria inició el pasado viernes, 26 de octubre, el reparto de los 100.000 libros que han sido almacenados en la nave del Guarnizo en las últimas legislaturas. El consejero de Educación, Cultura y Deporte Miguel Ángel Serna anunció que comienza la distribución a 96 centro escolares de la región que han respondido a la solicitud enviada desde su departamento.

Serna recalcó que estos volúmenes son patrimonio de "todos los cántabros y no tiene ningún sentido que estos libros vayan acumulando polvo en estos almacenes". Por ello se ha decidido que "lo que en su día se compró con el dinero de los cántabros pueda ser disfrutado por los cántabros", afirmó.

El programa iniciado por la consejería de Cultura está dividido en varias fases,  el  primer paso ha sido ofrecer  este material en algunos casos de "alto valor", a todos los centros educativos de Cantabria, a quienes se les ha enviado una relación de los títulos disponibles para que ellos según sus necesidades, seleccionaran aquellos que les interesaban recibir. Se han recogido peticiones de 96 centros y en el almacén se han preparado los lotes que comenzaron a ser enviados el mismo viernes.

Serna anunció que el deseo del Gobierno de Cantabria es que a partir de ahora este ofrecimiento se abra con un procedimiento análogo, a las corporaciones locales, biblioteca municipales,  y en una tercera oleada se dirigirá a las asociaciones culturales y entidad sin ánimo de lucro. Para el consejero de Educación, Cultura y Deporte lo que no tiene "ningún sentido" es hacer una inversión económica de "este nivel"  para que se quede "almacenada"  en una nave industrial en Guarnizo.

Apolinar Valle, técnico de la consejería que ha estado gestionando las solicitudes de los centros, afirmó que "básicamente" han pedido una selección del catálogo enviado "hasta un máximo de diez". Las materias coincidentes en estas solicitudes han sido libros de arte relacionados con Cantabria ( guías del románico, de arquitectura, culturales etc.), material etnográficos, y subrayó la "gran sorpresa" que ha supuesto la "notable" demanda de poesía, "en especial poemarios de José Hierro", subrayó Valle.

Otro dato que llama la atención es que se comienza a solicitar las obras galardonadas por los premios de literatura convocados por la consejería de Cultura, y muchos de ellos de "gran calidad" y además publicados por editoriales de prestigio como Pre-Textos, "y que hasta ahora no se estaban difundiendo", concluyó el técnico.