La Consejería de Educación financia estas becas con 28.000 euros

La titular de Educación, Rosa Eva Díaz Tezanos, y Modesto Piñeiro, presidente de la Cámara de Comercio firmando un convenio para que ocho universitarios de Cantabria realicen prácticas en empresas europeas

La Consejería de Educación financia con 28.000 euros las prácticas en empresas europeas de ocho estudiantes o titulados universitarios. Así viene ocurriendo cada año gracias al convenio de colaboración con la Cámara de Comercio que  han renovado la titular de Educación, Rosa Eva Díaz Tezanos, y Modesto Piñeiro, presidente de dicha institución encargada de gestionar estas ayudas, denominadas ‘Becas Universidad-Empresa’. Al acto de la firma ha asistido el director general de Coordinación y Política Educativa, Ramón Ruiz.

La consejera de Educación ha destacado “los beneficios que para el alumnado universitario supone la inmersión laboral, el intercambio de experiencias profesionales y la mejora de la competencia lingüística”. Precisamente este último aspecto –tener un amplio conocimiento del idioma del país de destino- es uno de los factores determinantes para conseguir alguna de estas becas, valoradas en 3.500 euros cada una.

Modesto Piñeiro se ha referido, por su parte, a “la importante oportunidad que estas becas brindan a los estudiantes universitarios, al permitirles conocer otra cultura y otro tipo de economía”.

Seis meses de prácticas en el extranjero

Las becas, que incluyen un seguro de accidentes y responsabilidad civil, sirven para realizar seis meses de prácticas en una empresa de otro país europeo. Dichas prácticas suelen comenzar precisamente durante el presente mes de julio. Cada alumno percibe 3.150 euros para gastos de viaje, estancia y seguro, y el resto, hasta 3.500 euros, son percibidos por la Cámara de Comercio en concepto de gestión, coordinación y otros gastos.

El presidente de la Cámara Oficial de Comercio, Industria y Navegación de Cantabria, ha valorado la experiencia de gestión de becas de su Centro Universidad-Empresa, así como su participación activa en programas comunitarios como ‘Commet’ y ‘Leonardo da Vinci’. Según ha dicho Modesto Piñeiro, es la propia Cámara de Comercio y las empresas las que realizan la selección de los beneficiarios y valoran, entre otras cosas, la adecuación al programa de formación y los méritos académicos de los candidatos.

El convenio ahora suscrito es una addenda al firmado entre ambas instituciones en 1999, que se ha ido prorrogando anualmente. Gracias a estas becas, los universitarios becados obtienen “un plus de calidad en su formación académica, beneficioso para incorporarse al mercado de trabajo”, ha manifestado Díaz Tezanos.