La consejera de educación visitando el IES la Albericia junto con el director del instituto, Lorenzo Bolado, y el director general de Coordinación y Política Educativa, Ramón Ruiz, entre otros.

El Instituto de Educación Secundaria (IES) ‘La Albericia’ de Santander es el único centro en Cantabria que tiene implantados ciclos formativos de la familia profesional de ‘Artes Gráficas’. La consejera de Educación, Rosa Eva Díaz Tezanos, ha visitado esta mañana las instalaciones donde se imparten para intercambiar impresiones con el alumnado y el profesorado, y constatar la inversión que la Consejería de Educación ha realizado para adaptar el centro “a las necesidades específicas de estas enseñanzas”. Díaz Tezanos ha aprovechado la ocasión para agradecer personalmente al equipo de profesores “su implicación y esfuerzo para mostrar al resto de la región lo que hacen” en la reciente Muestra para la Educación en Cantabria, Educa 2.

Han acompañado a la consejera en su visita el director del instituto, Lorenzo Bolado, y el director general de Coordinación y Política Educativa, Ramón Ruiz, entre otros.

Desde el curso 2005-2006, el IES ‘La Albericia’ oferta un ciclo formativo de grado medio de ‘Preimpresión en Artes Gráficas’, y uno superior en ‘Diseño y Producción Editorial’, que en la actualidad cursan 39 y 37 estudiantes, respectivamente. Ambos pertenecen a la familia profesional vinculada a la industria gráfica, que reúne diferentes ramas de actividad o subsectores con un peso específico en la economía española, y que constituye uno de los principales sectores industriales en cuanto a ocupación. Un dato que se confirma plenamente en el caso de Cantabria, ya que las primeras promociones de esta especialidad, que han salido de ‘La Albericia’, registran un grado de inserción profesional del 100%, tal y como ha asegurado a la consejera el director del IES.

Preparados para la vida profesional

Díaz Tezanos ha observado cómo el alumnado de ‘Preimpresión en Artes Gráficas’ es capaz de tratar textos e imágenes, ensamblarlos y filmarlos, así como trazar, montar y obtener la forma impresora. Unos conocimientos prácticos “que cualifican al alumnado para desempeñar al menos una docena de puestos de trabajo diferentes”. Entre ellos, el de huecograbador, teclista corrector-compaginador o técnico en tratamiento de textos. Profesiones, todas ellas, que tienen su radio de acción en grandes empresas de prensa y publicidad, pero también en pequeñas y medianas empresas relacionadas con la impresión y la industria gráfica, más proclives al autoempleo.

El ciclo formativo de grado superior en ‘Diseño y Producción Editorial’ proporciona al alumnado competencia teórica y práctica para desarrollar diseños de productos gráficos y preparar originales para su procesado. Además, en él aprenden a organizar y gestionar la producción editorial y los procesos de preimpresión.

Actividades Físicas y Deportivas

Además de los ciclos formativos de ‘Artes Gráficas’, el instituto de Santander oferta a su alumnado un ciclo superior de ‘Animación de Actividades Físicas y Deportivas’, que tiene 60 estudiantes matriculados. Una oferta idéntica a la que realiza el IES ‘Ricardo Bernardo’ de Solares, y que enseña a dinamizar actividades físicas y recreativas, tanto individuales como por equipos, así como a organizar y gestionar una empresa de tiempo libre y socioeducativa.

El IES ‘La Albericia’ forma parte también de uno de los 32 centros educativos de cantabria que este curso desarrollan 45 Programas de Cualificación Profesional Inicial (PCPI), en 16 perfiles profesionales diferentes. En este caso, se trata de ayudante técnico en ‘Carpintería y Mueble’, correspondiente a la familia profesional de ‘Madera, Mueble y Corcho’, que cursan 14 alumnos.

Estos programas, tal y como ha explicado la consejera, sustituyen a los antiguos de Garantía Social y están dirigidos a jóvenes mayores de 16 y menores de 21 años, que no hayan obtenido el título de Graduado en Educación Secundaria Obligatoria (ESO). Una medida eficaz de atención a la diversidad, que la Consejería de Educación aplica para que el alumnado se integre en la vida laboral y, en algunos casos, continúe su vida académica. Permiten, eso sí, que el alumnado alcance, al menos, un nivel 1 de cualificación profesional y, a través de módulos voluntarios, la titulación en ESO, culminado con éxito su escolaridad.

Junto a las enseñanzas de Formación Profesional (FP), el centro imparte ESO y dos de las tres modalidades de Bachillerato existentes, ‘Ciencias y Tecnología’ y ‘Humanidades y Ciencias Sociales’. En total, cuenta con 563 alumnos, atendidos por 67 docentes.

Pero el instituto ‘La Albericia’ también destaca por los planes que aplica. Entre ellos, el Plan de Biblioteca, el Programa de Refuerzo, Orientación y Apoyo (PROA), y un Plan para fomentar la cultura de la sostenibilidad.