El consejero de Educación, Cultura y Deporte, Miguel Ángel Serna, y los directores generales de Centros y Personal Docente, María Luisa Sáez de Ibarra, y de Ordenación e Innovación Educativa, José Luis Blanco, informaron el jueves, 13 de diciembre, en rueda de prensa sobre las pruebas extraordinarias de ESO, que se celebrarán en septiembre y no en junio como hasta ahora. Anunciaron además la publicación en el BOC de la Orden que regula el procedimiento para que los centros puedan acceder a la jornada continuada.

La reforma educativa, "necesaria y urgente"

Serna quiso valorar la reforma educativa que prepara el Ministerio de Educación, de la que dice que "es necesaria y urgente; porque el sistema educativo español está enfermo". El consejero, que manifestó que comparte al 100 por 100 el diagnóstico del Ministerio, abundó en la necesidad de reducir la tasa de abandono escolar, cifrada en el 26%, el doble del promedio de la UE, así como la tasa de repetición de curso en Secundaria que es del 37%. También se refirió a los índices internacionales (PISA, PIRLS, TIMSS) que diagnostican resultados inferiores al promedio europeo en estos y otros aspectos, como en el porcentaje de alumnos excelentes.

El consejero considera que estamos ante un modelo educativo con bajos niveles de exigencia, itinerarios rígidos en la enseñanza obligatoria y escasa libertad y autonomía en los centros. Y apuntó la terapia necesaria, basada en una mayor flexibilidad de los centros para adaptarse a las necesidades de las familias, con itinerarios adaptados a las capacidades de los alumnos y pasarelas entre los itinerarios, así como evaluaciones externas al finalizar cada etapa educativa, entre otras medidas. Miguel Ángel Serna mostró su confianza en que en la próxima Conferencia Sectorial de Educación prevista para el 19 de diciembre se alcance un apoyo mayoritario de las Comunidades Autónomas a la reforma educativa.

Las pruebas extraordinariarias para Secundaria, en septiembre

El director general de Ordenación e Innovación Educativa explicó que la Consejería de Educación ha publicado una nueva Orden según la cual las pruebas extraordinarias de Secundaria se realizarán en los centros educativos en los primeros días de septiembre, de forma que los alumnos que precisen recuperar materias dispondrán de más tiempo para prepararlas y no solamente dos semanas como ocurría en la actualidad. José Luis Blanco dijo que el cambio obedece a las numerosas peticiones de modificación recogidas en las memorias de los centros. "Hemos consultado a todos los agentes: Federaciones de Padres de Alumnos, Comités de Directores y representantes sindicales", ha añadido.


De esta forma, "todo el alumnado va a ganar al menos dos semanas más de clase", puntualizó Blanco. Otra de las ventajas de trasladar a la primera semana de septiembre los exámenes extraordinarios es que reduce el tiempo entre el final de las clases, que "acabarán el 21 de junio para todos", y el inicio del siguiente curso escolar. La Consejería de Educación enviará hoy a los centros educativos una circular comunicando esta decisión, ya conocida por los directores de Primaria, que será regulada en todo caso en las instrucciones de fin de curso.

Cambio en la normativa para acceder a jornada continuada en los centros

A otra de las novedades normativas se refirió la directora general de Centros y Personal Docente al anticipar que este viernes 14 publicará el BOC la modificación de una Orden, que establece el procedimiento para que los centros puedan cambiar la jornada escolar. María Luisa Sáez de Ibarra habló de "un sentir casi unánime" para modificar varios aspectos de la normativa, a resultas de la cual se establece que disminuye el porcentaje de participación de las familias (el 65% y no el 70%) como requisito para el cambio de jornada, que en todo caso precisará del 80" como mínimo de votos positivos.

La directora general explicó que los proyectos de modificación de jornada son revisados por la Consejería en primera instancia para determinar su incidencia y coste, fundamentalmente en el transporte escolar, y luego por el Ayuntamiento donde se ubique el centro, que deberá dar su aprobación antes de someterlo a consulta de los padres y madres.

Otra de las modificaciones hace referencia a que ya no será obligatorio realizar actividades extraescolares por las tardes para solicitar cambio a la jornadas continuada, si bien seguirá siendo la norma. Sáez de Ibarra cifró en 90 los centros públicos de Infantil y Primaria de Cantabria con jornada continua (de un total de 149) y 5 centros concertados (sobre 61).

El consejero de Educación, Cultura y Deporte, remarcó que se tienen que dar las dos condiciones para que se acceda al cambio a jornada continuada: participación de al menos el 65% de padres o madres, y el 80% de votos positivos.